Empresas mexicanas alistan sus generaciones más recientes para 2018.

HONG KONG., 20 de octubre 2017.- América Latina es una región que, en los últimos diez años, ha recuperado terreno en la adopción tecnológica y está acortando la distancia con los países desarrollados, por lo que es necesario que se mantenga ese mismo ritmo en la transición a las redes de Quinta Generación (5G).

Rafael Steinhauser, presidente para América Latina de Qualcomm, indicó que los países de la región tienen varios retos a sortear para no quedarse atrás en la implementación de esta nueva tecnología.

“Brindará más velocidad para todos, permitirá la comunicación masiva de dispositivos conectados a la red y será esencial para la infraestructura crítica, como la requerida para los autos conectados y autónomos”, dijo.

Tras participar en el Qualcomm 4G/5G Summit, indicó que se requiere que las autoridades regulatorias, los proveedores y operadores de telecomunicaciones, así como los fabricantes de dispositivos, se unan para analizar la situación del mercado.

Por ejemplo, mucho del espectro radioeléctrico que se requiere para operar la red 5G en la región está ocupado en servicios que en otros países ya han desaparecido, como  las redes 2G .

A lo que se añade que muchas de las antenas que utilizan los operadores funcionan con microondas, cuando mínimo se requiere fibra, sin olvidar la falta de personal capacitado y mano de obra.

“Tenemos que despertar, tenemos que hacer que todo mundo se entere y busque las redes 5G. El mundo avanza muy rápido y todo esto va a llevar a mejor calidad de vida, mejores oportunidades y más competitividad en la industria. No podemos quedarnos atrás”, advirtió.

Esto porque en varios países de Europa, Asia y en Estados Unidos ya se comenzaron a hacer pruebas con redes 5G, mientras que las naciones de América Latina aún no dan ese paso.

Afortunadamente, países de la región como México y Brasil han visto la oportunidad de mercado y están dando pasos para acercarse a esta tecnología al probar e implementar un punto intermedio, las redes 4.5G.

El presidente de la región de Qualcomm reveló que hay 47 ciudades que estarán operando una red 4.5G a finales de este año.

AMÉRICA MÓVIL AVANZA EN 4.5G

México es uno de los países que está avanzando con la adopción de redes 4.5G, también llamada LTE Advanced, ya que el operador América Móvil está realizando pruebas y espera tener esta red funcionando para finales de este año.

“Ya estamos haciendo todo lo necesario para tener la red 4.5G, pero no es suficiente sólo la parte de la red, también necesitamos terminales compatibles”, explicó el encargado de la dirección de servicios de valor agregado de América Móvil, Marco Quatorze.

Indicó que por eso están en pláticas con Qualcomm, que es el proveedor principal de procesadores para los teléfonos inteligentes, para que haya oferta y en todas las gamas de precio.

Quatorze aceptó que, una vez lanzada la red 4.5G a finales de este año, ya habrá terminales compatibles, pero en segmentos altos con modelos como el Samsung Galaxy S8, HTC 11 o LG V30.

Confió en que los consumidores mexicanos se interesen por este tipo de servicios ya que ofrece una velocidad hasta 10 o 15 veces mayor al compararla con las redes 4G.

“Lo que hemos visto es que si hay capacidad, la gente consume y la teoría es que, cuanto mejor la red, más conexiones vamos a tener y más ingresos”, añadió.

Quatorze indicó que el operador no sólo está haciendo este tipo de pruebas en México, también tiene interés en Brasil y Perú, aunque la idea es tener esta red 4.5G en todos los países donde opera.

El directivo de América Móvil comentó que, conforme se avance a redes como 4.5 o 5G, habrá nuevas oportunidades de negocio y más generación de ingresos.

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Semanario Los Periodistas
Cargue Más En Tendencias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira además

Va Sedrua por 500 mdp adicionales para 2018: Sigala Páez

El campo michoacano requiere el apoyo de los y las diputadas; en tiempos difíciles demostr…