Morelia, Michoacán 27 de septiembre 2022.- El acto protocolario para recibir el primer informe del gobierno que encabeza, Alfredo Ramírez Bedolla, fue una competencia de lambisconería entre varias diputadas y diputados afines al régimen; una disputa entre lamesuelas investidos como representantes populares; una vergonzosa representación para agradar a quién hoy es gobernador.
Sin el menor atisbo de pudor, Baltazar Gaona, a nombre de la bancada del Partido del Trabajo dijo: “Señor gobernador, usted es el representante del presidente Andrés Manuel López Obrador aquí en Michoacán, tal y como él lo mencionó durante su visita que nos hizo en el mes de octubre”. Además de ensalzar la intromisión federal en un estado libre y soberano, Gaona destacó, “tenemos un gobernador que trabaja las 24 horas del día para cumplir con el mandato del pueblo de instalar la Cuarta Transformación en Michoacán”.
El solitario diputado del Partido Verde, Ernesto Núñez, no quiso perder terreno y reclamo un pedazo de suela de Ramírez Bedolla: “Es evidente que tenemos un gobernador que trabaja 24 horas los 7 días de la semana. Lo hemos visto recorrer, prácticamente, todos los municipios, escuchando y atendiendo a los ciudadanos de manera directa y a la par tocando puertas y gestionando recursos ante la federación”, mencionó en tribuna.
La poca experiencia política de Eréndira Isauro, desapareció frente a su enorme ego. Diputada por Morena, que abandonó su grupo parlamentario por un chantaje, expuso el posicionamiento de la llamada, fracción parlamentaria, y lo hizo exhibiendo sus carencias: “Segura estoy que a partir de hoy el pueblo de Michoacán verá una nueva manera de rendición de cuentas, de diálogo constructivo. Es lo que caracterizará al gobierno de Alfredo Ramírez Bedolla, gobierno que transita hacia la Cuarta Transformación de al vida pública y política de nuestro estado”. ¿En cuantos informes habrá participado para mencionar tal disparate?
La decana del grupo oficial, María de la Luz Núñez Ramos, (preocupa su deteriorado estado de salud), ofreció una tragicómica interpretación poco coherente y salpicada de propaganda, del arribo de Alfredo Ramírez a la gubernatura: “Le recuerdo, ya con mayor experiencia, mejor curtido en el quehacer político luchando tenaz al lado de todas y todos nuestros compañeros fundadores de Morena por el que sería nuestro primer intento de asalto al cielo. La batalla desigual que libramos por la gubernatura del estado y la presidencia de Morelia en aquel año, que ya parece tan lejano, el 2015… Sabíamos de la esperanza, esa fiel compañera de todo aquel que sueña con un mundo mejor. Somos la esperanza de México, decíamos entonces de nuestro partido-movimiento. (Voz entrecortada, a punto de soltar el llanto) Y mírate hoy, estimado Alfredo, investido como gobernador por el voto democrático de la sociedad”.
Fue un día de oscuridad para una parte de la legislatura michoacana, que prefirió postrarse a cumplir fielmente con su obligación de representantes populares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *